Sunday 5 December 2021
Home      All news      Contact us      RSS      English
abc - 1 month ago

«Ahora es el momento para el cambio educativo en España»

Aprender el lenguaje de programación es más fácil que aprender inglés, dice Hadi Partovi, CEO de Code.org, la plataforma nacida en California (Estados Unidos) para enseñar ciencias de la computación en todas las escuelas del mundo. «La creatividad y la cooperación del idioma digital son comparables a la música», asegura, quien lidera esta iniciativa que ya tiene 60 millones de usuarios en 70 países. Un punto de inflexión que ha dado gran impulso a su iniciativa fue la pandemia. «Exigió que los profesores cambiaran su mentalidad del pasado», dice Partovi, en la mesa redonda El lenguaje del siglo XXI: ciencias de la computación . «Ahora es el momento para el cambio educativo en España y de aprovechar las oportunidades que han surgido de la nueva normalidad». Para fomentar la enseñanza de las ciencias de la computación, Vocento ha firmado un convenio de colaboración para que sus medios de comunicación participen en la divulgación de las producciones y actividades de Code en España. «Este conocimiento debe estar en todas las profesiones», explica Luis Enríquez, consejero delegado de Vocento. «No hablamos de que todo el mundo sea un experto, pero sí que tengan la noción suficiente para decirle a los especialistas dónde dar valor añadido en sus áreas». La situación española frente al desafío de transformar la educación para incorporar las ciencias de la computación -que son aquellas que aplican resoluciones matemáticas a problemas científicos, tanto de forma teórica como práctica- es paradójica. Por una parte, tiene «infraestructuras de primer nivel y su conectividad es de las mejores de Europa pero nos ha fallado la capacitación de las personas», analiza Carina Szpilka, presidenta de la asociación Adigital. «Para dar el gran salto hay que favorecer la innovación y llevar la capacitación a todos los niveles». Resolver problemas El proyecto Code com enzó casi por casualidad en 2013, cuando Hadi Partovi, que ya era un inversor reconocido de empresas tecnológicas, decidió hacer un vídeo sobre la importancia de aprender ciencias de la computación -que incluye informática, robótica y creación de algoritmos-, e invitó a algunos de sus amigos, como Mark Zuckerberg y Bill Gates. «Fue número uno del día en YouTube y 20.000 profesores pidieron ayuda para poner en marcha esa asignatura en sus escuelas», recuerda Partovi, que hablaba por experiencia. Estos conocimientos le diferenciaron del resto de sus compañeros y le brindaron las oportunidades necesarias para construirse un futuro mejor, asegura. Nacido en Irán en la década convulsa de los setenta que terminó con el derrocamiento del Sha y la instauración de un gobierno fundamentalista, su familia emigró a Estados Unidos cuando él tenía diez años. Su padre había fundado la primera universidad tecnológica iraní, y él le tuvo como primer maestro. Destacó en informática, asegura Partovi, estudió en una buena escuela donde sus compañeros tenían familias de mayores ingresos que la suya, luego en Harvard y comenzó a trabajar en Microsoft. «Todos buscan gente con destreza en computación». Su vida siguió una línea recta sobre los rieles de la programación. «Entendí que con las ciencias de la computación podría realizar mis sueños», dice. Desarrolló el primer navegador del gigante tecnológico y después fundó sus propias empresas. El día de la muerte de Steve Jobs, relata Partovi, se enfrentó a su propia existencia y se preguntó cuál quería que fuera su legado. Decidió llevar las ciencias de la computación como una asignatura básica de «todas las escuelas» del mundo. Política de Estado Para alcanzar esta actualización del sistema educativo hace falta contar con cinco «palancas», a juicio de Belén Amatriain, exCEO de Telefónica. «La política es la más importante para lograr que se imparta código en primaria y secu los colegios se deben adaptar para implementar el código en sus planes de estudio y tener conciencia sobre cómo h los profesores también deben involucrarse en todas las asignaturas para incorporar la programación; los padres pueden buscar plataformas gratuitas para que sus hijos aprendan código, si en sus colegios no la enseñan; y las empresas, que son las principales beneficiarias, darle un impulso». En su visita a España, Partovi ha logrado el apoyo explícito de cuatro expresidentes de distinto signo, y sentar en la misma mesa a la actual ministra de Educación, Pilar Alegría, con el líder de la oposición, Pablo Casado. Un consenso poco habitual. «Si hay algo donde se debe imponer la política de Estado es en la educación», sentencia Enríquez. Al final de la mesa redonda, Partovi advierte que las ciencias de la computación «resuelven problemas», no sólo relacionados con la propia tecnología digital. «Incluso puede ayudar a curar enfermedades», dice. «Debemos ser conscientes de todo lo que puede hacer un software».


Latest News
Hashtags:   

Ahora

 | 

momento

 | 

cambio

 | 

educativo

 | 

España

 | 

Sources