Thursday 25 April 2019
Home      All news      Contact us      English
abc - 30 days ago

La fuga del Sáhara del legionario Santés, capitán general de Canarias

Ricardo Serrador Santés fue designado comandante general de Canarias por la república, pero no llegó a tomar posesión. Tras la Guerra Civil, Franco lo ubicó al frente a las islas, donde impulsó reformas económicas en las islas antes de su fallecimiento en 1943. En agosto de 1930, tras la guerra de África, estaba en posesión, entre otras, de la Cruz y Placa de San Hermenegildo, medallas del Rif y de Marruecos y Cruz de Caballero de la Legión de Honor. Nunca tomó posesión porque el Gobierno de España rectificó por razones que nunca han llegado a conocerse. En agosto de 1932 se sumó a las tesis de Sanjurjo y fue detenido. Tras un indulto que le llega preso en Guadalajara, lo destierran a Villa Cisneros, al Sáhara, el 16 de septiembre de 1932 junto a 138 hombres más. Dieta A los militares enviados al Sáhara se les traslada en el vapor «España Cinco». Al frente, un capitán que se dedicaba a hacer esos trabajos para el gobierno como contratista. Cuando se enteró que tenía entre sus pasajeros a un militar condecorado en Marruecos, le propuso un tratamiento diferenciado que sería rechazado. Pero el viaje fue normal. La llegada a Villa Cisneros fue un espectáculo para los moros. Y es que desembarcaba gente que no estaba en los huesos como los comunistas catalanes que Casares Quiroga mandó a confinar en Guinea Ecuatorial y Sáhara. La salida del Sáhara En el Sáhara, Ricardo Serrador se dedicó a la captura de tiburones y cefalópodos para mantenerse en forma. Era la forma que encontró para evitar la degradación del aburrimiento y mantener la disciplina. El gobernador militar de la zona atendió a los militares allí llegados con respeto. Desde Madrid le mandaban por cada uno de sus reclusos apenas dos pesetas al mes. Gracias al pescado local se compensaba el hambre entre los confinados. El Día de los Inocentes de 1932 Ricardo Serrador se presentó con otros tres compañeros militares en la casa del jefe de la demarcación del Sáhara a cenar sin saber que habían secuestrado a su cocinero. Como no pudieron cenar, fueron invitados a partir el año el 31 de diciembre de 1932. Se fugaron ese día. Velero Con un velero francés llamado «Aviateur Lebris», 29 de los confinados en el Sáhara entre ellos el coronel Serrador, se marcharon sin comida y abrigo. Hacinados durante 13 días. Cambiando rumbo de forma permanente para evitar ser detenidos. El 14 de enero de 1933 llegaron a Cecimbra, cerca de Lisboa. El velero logró zarpar de las cosas del Río de Oro tras embarcar a los soldados, que se encontraban escondidos en las arenas aprovechando el despiste de ser cambio de año. En Villa Cisneros, Bojador y El Aaiún se hizo un seguimiento para hundir el velero si se divisaba desde tierra. El barco, tras su viaje a Lisboa, pasó por el Sáhara cuando se dirigía a Senegal para participar en la pesca de langosta. En enero de 1938 el velero se hundió tras una tormenta. Llega a Canarias En mayo de 1934, por la norma de amnistía de ese año, Serrador regresó a Madrid, donde estaba su esposa e hijo. Fue declarado absuelto del delito de rebelión militar que existía en su contra por el Tribunal Supremo. En abril de 1935 se reintegra en el Ejército de Tierra. Después lo encerraron en Cartagena en junio de 1936. El 22 de julio de 1936 estaba en Valladolid sumándose al bando franquista. Franco inició la Guerra Civil en Canarias y al primer capitán general que designa tras ganar la contienda en 1939 fue a Serrador Santés, que muere en julio de 1943. En ese periodo debió gestionar la economía de las islas aislada por la en la Segunda Guerra Mundial. En su periodo de mandato, encargó al arquitecto tinerfeño José Enrique Marrero algunas infraestrucuturas. Entre ellas, el mercado de Nuestra Señora de África en Santa Cruz de Tenerife.


Latest News
Hashtags:   

Sáhara

 | 

legionario

 | 

Santés

 | 

capitán

 | 

general

 | 

Canarias

 | 
Most Popular (6 hours)

Most Popular (24 hours)

Most Popular (a week)

Sources